LIDERAZGO Y MUSICOTERAPIA EN EL SIGLO XXI

Justo iniciado el s.XXI hay numerosas preguntas emergentes que conciernen la nuestra capacidad para gestionar los retos.  Por lo que son necesarios nuevos dirigentes que se enfrontarán a nuevos retos diferentes a los anteriores y con nuevas herramientas.

Las ocho categorías esenciales del líder del s.XXI según J. Martin Hays y Christopher C. Kim después de investigación en libros de management, liderazgo y desarrollo del aprendizaje son los siguientes:

Aprendizaje – líder como a aprendiz y profesor.

Servicio – liderazgo servicial.

Potencia transformacional.

Inteligencia emocional y autenticidad.

Capacidad para la complejidad y el pensamiento estratégico.

Líder como sabio, virtuoso y ético.

Líder como integrador.

Ingeniero social y constructor de relaciones.

Como musicoterapeutas somos conscientes del camino a recorrer y de los diferentes puntos de interconexión entre nuestro trabajo y el coaching, la P.N.L, en diferentes programas de liderazgo, específicos y vivenciales, a la hora de potenciar estos ocho puntos. A partir de metáforas musicales llegamos al inconsciente como lo hacen los olores: de una forma clara, directa y contundente. Muchas características del líder son inherentes a la persona y forma de ser. Pero, como las esculturas, somos maleables, deformables, permeables e influenciables. Si somos capaces de creer en el cambio.

Tal y como lo plantean Hays y Kim, esta interconexión que vemos con la musicoterapia permite potenciar algunos de estos puntos ya que:

La música es una buena herramienta para trabajar los efectos socializadores, integradores y cohesionadores que un buen líder transmite a su entorno.

La música permite estar al servicio de las personas como a un buen facilitador que hace las cosas fáciles a los demás.

Cada canción y creación propia es diferente, pero a la vez, un reflejo de nuestros estados internos y por tanto, necesario en el autoconocimiento. La calidad emocional y el poder transformacional son en la actualidad tan necesarios como el aire que respiramos.

Y como el maestro y el alumno siempre aprendiendo, nos gustaría decir que quien enseña aprende doblemente.

Recomendamos el artículo completo que podéis encontrar en Internet “Transforming leadership for the 21st Century” de J.Martin Hay y Christopher C.Kim.

Blog